Hace tiempo un amigo me habló acerca de un joven y talentoso actor que la viene remando y persiguiendo sus sueños a todo vapor, y que antes de pegarla como lo está haciéndolo ahora, trabajó en innumerables cortos de estudiantes no remunerados y aprendió muchísimo de esas experiencias. Inmediatamente lo contacté y le propuse hacer una entrevista, como medio para compartir con los jóvenes artistas su historia. Él aceptó, con alegría y con ese “no sé qué” que sólo tienen los soñadores, los trabajadores incansables, los perseguidores de sueños nocturnos y diurnos. Desde el primer momento que me puse en contacto con él, sentí que entiende cómo funcionan las cosas (y cómo hacerlas funcionar en caso que fuese necesario). Alegre, optimista y partidario del disfrute, nos prestó un ratito de su tiempo para contarnos cómo lo logró. Él es: Fausto Duperre. Protagonista del Reality “Como llegue aquí” para BYU International -EEUU- (2018) y actor en “Once Halcones” para Disney, entre otros bellísimos trabajos.

¿Cómo fueron tus inicios en el medio y cómo te sentís en relación al camino recorrido hasta ahora?

La verdad es que estoy muy orgulloso de mi carrera y mi profesión. Siempre fui muy perseverante y tuve en claro lo que quería. Empecé haciendo de tres a cuatro cortos de estudiantes por semana. También asistía a charlas en las universidades para empaparme del tema, y así iba creciendo cada día un poquito más. De esa forma iba entendiendo más el medio en el cual quería trabajar. Hoy en día puedo decir que gracias a todo ese recorrido estoy muy bien parado en cuanto a lo que es el medio. Estoy grabando bastante, y por suerte estoy haciendo muchos trabajos remunerados de producciones grandes.

¿Tenías algún contacto en el medio que te ayudara a ingresar en él?

No, no conocía a nadie. Todo lo hice solo, nadie me ayudó ni tuve un contacto o palanca. El miércoles pasado terminé de grabar para la serie de Maradona y para mí es un gran logro. De a poquito voy creciendo y eso es hermoso.

 

¿Cursaste actuación muchos años en una escuela o hiciste cursos cortos con objetivos específicos?

Quedarse muchos años en un lugar de estudio se vuelve monótono y repetitivo. De todas formas aprendés, pero yendo con nuevos profesores, nuevos métodos y conociendo gente es lo que más experiencia te da, cuando mas herramientas generás, y además aprendés mucho al ver gente distinta todo el tiempo pasando a hacer escenas. Ver personas distintas, el proceso de aprendizaje de cada uno, esto te agrega más valor. Para mi es mejor hacer cursos de uno o dos años, o cursos intensivos con distintos profesores de distintos métodos para cada vez ir incorporando nuevas herramientas y ejercicios.

 

 

¿Y qué curso de actuación fue el que más te sirvió?

El curso que más me sirvió es el curso de un profesor que hoy es un gran amigo y colega, Juan Ignacio Pucci. Fue un curso corto de dos años.

¿Cuáles son tus planes a futuro?

Ahora me estoy yendo para México a perseguir mis sueños y seguir trabajando allá. Voy siempre detrás de una meta clara y trabajo para lograr lo que deseo.

 ¿Siempre tuviste tu objetivo claro de trabajar en tv y cine como actor?

Siempre tuve en claro hacia donde quería ir y que es lo que deseaba lograr. Y cada día me esfuerzo por acercarme más a mis sueños.

¿Alguna vez te desviaste del camino? Por ejemplo, asistiendo a clases de otra disciplina? ¿O no perdiste tu tiempo y fuiste siempre hacia donde querías llegar?

No, la verdad que nunca me desvíe porque tengo muy en claro lo que quiero. Sí tengo que admitir que tuve crisis y demás pero jamás dejé de luchar.

¿Qué pensás que tenés aparte de tu talento que te permitió llegar avanzar en tu carrera?

Yo creo que lo que me trajo hasta donde estoy hoy es la perseverancia y el insistir. Y creo que hay algo importante en relación a la competencia. Yo creo que muchos artistas ven en los otros compañeros a un posible competidor. Y la competencia es siempre con uno mismo, y tenés que luchar para dar cada día un poco más y disfrutar del camino. Y me refiero a disfrutar del casting, del rodaje o lo que te toque hacer desde el minuto cero.

¿Qué les dirías a los jóvenes que están arrancando en el campo artístico?

Les diría que piensen en disfrutar cada trabajo y en dar lo mejor desde el minuto cero, y en estar predispuesto a jugar, a probar cosas nuevas y a sumar el pensamiento del otro. En los cortos de estudiantes estamos todos aprendiendo y ese es el espacio más rico. Eso de hacerse la estrella no sirve porque quizás estás cerrando una puerta a un aprendizaje o un trabajo. Todo hay que hacerlo con responsabilidad ya que es un trabajo, pero no hay que olvidarse de divertirse y de jugar. Esa es la mejor forma de dar lo que uno tiene para llegar a la meta. Hay que esforzase y dejar cosas de lado, pero siempre estar predispuesto a jugar con tus compañeros, con el director. Mismo para hacer un vínculo en el rodaje que en realidad les sirve a todos, ya que el resultado es mucho mejor y al mismo tiempo se disfruta el trabajo.

 

¿Cómo fue tu experiencia en el reality “Como llegue aquí” para BYU International el año pasado?

La experiencia en el reality fue algo muy bueno porque era todo nuevo para mí. Yo venía acostumbrado a una forma de grabar distinta, y esta experiencia me dio herramientas nuevas para usar frente a cámara como actor. Si bien no hay que actuar porque es sobre la vida de cada uno, necesitás adquirir otras habilidades frente a cámara. Lo que me llevo son las personas que conocí, y los amigos que me hice. Algo muy positivo es que me terminé haciendo muy amigo del director,  que es brasilero y vive en EEUU, y tiene 14 Premios Emmy ganados. Es una locura, algo hermoso. Un lugar en el que aprendí muchísimo y estoy sumamente agradecido de poder haber transitado esa experiencia.

 

¿Qué sentiste al haber sido parte de “Once Halcones”?

Haber estado en «Once Halcones» trabajando como actor no tiene palabras. Fue una experiencia única, trabajé con gente muy talentosa. Estuve toda una temporada grabando con el equipo y al final ya éramos como una gran familia.

El casting para “Once Halcones” lo hice en el 2015, no quedé para la primera temporada, y recién me llamaron para grabar en el 2017. Nunca es tarde para poder darlo todo y nunca hay que desanimarse por quedar o no quedar en un casting. Ambas fueron experiencias únicas y un gran avance para mi carrera, pero sigo soñando otras metas y voy por más todo el tiempo.

 

¿Cómo lograste tu lugar en esos dos proyectos tan importantes?

Todo lo que hice en mi carrera fue por casting. Nunca tuve acomodo ni nada por el estilo, ni pidiéndole favores ni persiguiendo a nadie.

 

¿Pensás que el medio es complicado?

El medio no es complicado, sino que uno a veces lo hace complicado porque se fija en lo que el otro logró, en la serie que pegó y no en el trabajo propio. Les diría también que se animen, que se lancen y que busquen lo que los haga felices.